jueves, 3 de enero de 2013

Navidad y Año Nuevo

Navidad nuevamente, signo de que el año se acabó y no hay mucho que podamos hacer al respecto. Tal vez suene muy grinch, pero no es mi fecha favorita del año. Me gustan las decoraciones, las luces, las buenas intenciones, la música, el ambiente, la convivencia pacífica entre los seres humanos... pero me pregunto, ¿por qué a mí me tienen que tocar justamente estos seres humanos para convivir? En fin, razonaré más acerca de este tema en privado.

En 2012 me enfermé dos veces cerca de fin de año. La primera vez fue en noviembre, ahora en diciembre, dos días antes de Año Nuevo. No fue bonito, ya que tomar tanto medicamento es desagradable (las inyecciones las tolero). Así que el año se fue con enfermedad y recibí al nuevo con enfermedad. Espero no sea un patrón de conducta en 2013.

Reflexionando un poco en estas fechas (no puedo hacer otra cosa mientras estoy enferma), vi que no he formulado mis propósitos de año nuevo. En serio, no los he pesando... mucho.

Empecemos por lo primero, 2012. Este año me trajo nuevas amistades, un examen de japonés, un año lleno de materias de maestría, vacaciones de semana santa con la familia que siempre son muy buenas, buenas noticias, malas noticias, revisité el pueblo de mi mamá, un año entero de japonés (yupi!!), algunos reencuentros, más enfermedades, diagnóstico de migraña, libros leídos, muchos comerciales vistos y muchas nuevas obsesiones como el Nail Art y nuevamente Inuyasha (me enamoro de este anime/manga cada vez que lo veo/leo).

Pero para 2013, aún no tengo idea de que me depara el destino para semejante año. Primero es el año en que acabaré la maestría, después de haberla iniciado en 2011. También es el año en que debo empezar a juntar todos mis documentos e iniciar los trámites para irme a Japón. Pero aparte de eso, inicio en la incertidumbre este año.

Tengo pocos propósitos, más modestos quizá.


  1. Aprender más japonés
  2. Ahorrar para mi viaje a Japón
  3. Hacerme más diestra en el Nail Art
Este año no sé si leeré más libros, si mejoraré calificaciones o si me irá mejor en el amor. Hay una sensación de libertad al no tener la certeza de todo, espero así se mantenga el 2013, un ratito más. Claro, sé que seguiré escribiendo todo este año.

Y ustedes, ¿alguna vez han empezado un nuevo año con tanta incertidumbre?

Nos leemos a la próxima.

Tenshi

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada